Ser unineuronal casado con muñeca hinchable se enamora de un cenicero

Si amigos, hoy os traigo otro capítulo más de la fascinante vida amorosa de Yuri Tolochko, un conocido fisicoculturista ruso que se hizo famoso por casarse con Margo, su muñeca hinchable y por haberla sido infiel con otras dos muñecas, Lola y Luna (anda que no he llorado con esta historia, Margo me caía tan bien! Qué golfo…)

Pues bien, si pensábamos que su matrimonio iba a durar para siempre y que el bueno de Yuri había sentado la cabeza, nos equivocábamos totalmente. Enciéndete un cigarro y prepara un buen paquete de Clinex porque te vas a quedar de piedra poméz: Yuri sorprendía al mundo afirmando que se había enamorado de un cenicero. Como lo oyes tia! Muuuy fuerte! De un cenicero!

«Es genial (…) adoro sentir el metal en mi piel, me hace sentir muchas cosas, por eso me atrae tanto este cenicero». Comentaba Yuri

«Me flipa que este no sea un cenicero a estrenar, ha tenido contacto con mucha gente, tiene experiencia (…) cuando lo abracé y retiré las colillas y todo lo que tenía dentro, me gustó«, dijo. 

Y es que para un ser unineuronal el amor puede estar en cualquier parte. Que si yo te introduzco mi colilla, que si tú me agarras el piti… simplemente imposible de parar máxime cuando eres un ser unineuronal sin nadie al volante. 

Llegados a este punto Yuri se está planteando ir un poco más allá y decirle al cenicero de salir en serio aunque antes tendrá que arreglarlo con los propietarios del bar donde se encontraba situado el susodicho para ver si puede llevárselo de vez en cuando a casa y disfrutar de un poco de intimidad. 

Aun así él ya ha manifestado que no piensa comprarse otro igual, que él es hombre de un solo cenicero (no me digas que no estás a punto de llorar…) y o es él o ninguno. Solo espero que pase lo que pase Yuri nos mantenga informados de nuevos acontecimientos y, por supuesto, que nos invite a la boda en caso de producirse. 

Yo por mi parte poco más, estoy emocionalmente agotado de tanto amor. Creo que me echaré un cigar pero me mantendré alejado de un cenicero por lo que pueda pasar (hay algunos taaan sexys!!)

Nos vemos en el siguiente post siempre y cuando no se haya extinguido la humanidad antes claro!

¡Si no tienes nada que perder sígueme en instagram!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *